Ammie (Víctor Vega)

Desde la orilla de mi vida, diviso mis años pasados. Estoy cómodamente sentado, con una brisa agradable meciéndome mis cabellos ya plateados. Mi robot “Ammie” me sirve un te frió. Una orden que he programado en su memoria. Tocan el timbre de la puerta, y Ammie abre como siempre. Ya se quiénes son, los llaman los “paseadores”. Y tienen su misión asignada desde que tu naces. Me despido de Ammie, ella sabe que ya no me volverá a ver. Sentado en la parte de atrás del vehículo, observo aquel mundo por última vez. Ya diviso el centro de “despegue”, así llaman a la última morada de todos nosotros. Me reciben como si del mismísimo rey del mundo se tratara. Según tu estatus en la sociedad te destinan a diferentes estancias. Con diseños y comodidades diversas. El mío es el de mejor categoría. Me lo gané a pulso en el transcurrir de los años. Me siento en un sillón mirando un holograma de color violeta. Me pregunto si Ammie también estará lista para su destino. Noto como el sedante que me han puesto previamente va haciendo efecto. Una luz azul me recibe al otro lado. Desde aquí veo a Ammie y su reloj interno llegando a cero. Adiós querida amiga.

Categorías



Cada lunes publicaremos la lista de los relatos más votados en la web y en redes sociales.

El número de votos conseguido solo será visible al final del Certamen.

Deja un comentario