Amores urgentes (Luciana Prodan)

Se encontraron en el mismo bar de siempre. No tenían nada para decirse, pero la excusa de aquel café funcionaba como un bálsamo. Les lavaba las culpas, les permitía volver a ensuciar su presente y, sin dejarlos reaccionar, los entregaba a la pasión que los tenía presos desde la primera vez que se vieron.
Sus ojos delataban la angustia que acompaña a la urgencia. Nunca pudieron amarse a tiempo.

Categorías



Cada lunes publicaremos la lista de los relatos más votados en la web y en redes sociales.

El número de votos conseguido solo será visible al final del Certamen.

Deja un comentario