Donde empieza la vida

Querida mamá:
Ya sé que lo haces con buena intención, pero esos peces de colores que estás pintando en la pared de mi cuarto, no acaban de convencerme.
Tampoco creo que sean necesarios, por mucho que insista el doctor, esos largos paseos después de comer. Tanto trajín me altera los nervios, y después te quejas de que doy pataditas.
Me gustaría llegar al mundo, sin correr riesgos,con las garantías de un buen hospital, así que, olvídate de esa idea absurda de parir en casa.
Y, con respecto al nombre, Laura es bonito; pero tendrás que ir buscando otro, porque soy niño...

Autor

Nombre: Ana Isabel Rodríguez Vázquez

31

83

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies