El monstruo de los viernes por la noche

Temblamos y lloramos al oír, como cada viernes a medianoche, los terroríficos pasos acercándose a nuestro cuarto. "¿Dónde están? No tengan miedo", dice el monstruo mientras abre la puerta. Últimamente sabe que estamos despiertas, esperándolo, a escondidas. Mi hermanita, de 6 años, aferra sus manos en mi antebrazo mientras lo vemos venir por una rendija del closet. Mis manos trepidan incontrolablemente. Pero lo voy a enfrentar. Si no lo golpeo con el martillo, estoy decidida, sin importar amenazas, a contarle a mamá que mientras ella cumple su guardia nocturna en el hospital, mi tío nos hace visitas ilícitas programadas.

Autor

Nombre: Yván Borjes Hernández

4

33

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies