La mujer de Schrödinger

Cuando abrí la caja, el gato ya estaba muerto. Mi mujer, sin embargo, lo tomó entre sus manos, y comenzó a jugar con él. Una broma macabra, o algún modo extraño de atravesar su duelo, supuse, pero en los días sucesivos insistió en comportarse como si nuestro gato siguiera vivo. Le llenaba su cuenco, le cortaba las uñas, e incluso, mientras leía en el sofá, lo sentaba sobre su regazo. Yo veía como le pasaba los dedos por el lomo, llevándose en cada caricia mechones de pelo, o trozos de carne, sabedor de que aquella repulsión creciente que sentía hacia mi esposa terminaría por empujarme a abandonarla.
-¿Por qué haces esto?- exploté una tarde-, está muerto, ¿entiendes? ¡Muerto!
Me miró como si le hablara en un idioma inexistente, y sólo dijo:
-Das pena.
El caso es que ella tenia razón. El aspecto de mi mujer mejoraba, ya no se le intuía la tragedia en cada gesto, y yo, por el contrario, estaba más delgado, más pálido, más ojeroso. Quién sabe, pensé, quizá en ese universo paralelo de mi esposa es todo más sencillo. Hoy he decidido comprobarlo. Iré al cementerio, hace tiempo que no visito la tumba de nuestro hijo.

Autor

Nombre: Raúl Clavero Blázquez

0

24

Deja un comentario

Quiénes Somos


Signo Editores

Signo editores es una editorial especializada en colecciones de diseño, con contenidos muy cuidados e impresa con materiales de alta calidad para ofrecer una experiencia de lectura superior.

Síguenos


  • |
  • |
  • |
  • |
  • |
  • |

Certamen de Microrrelatos Signo editores


Certamen literario dedicado al formato corto. Buscamos la síntesis de la lucidez. Emoción, sorpresa y agitación. ¡Participa! »

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies