Las princesas no mienten

Cuando los padres de Emma descubrieron en el baúl de los juguetes el cuerpo sin vida de un niño con el pelo de color zanahoria, se les encogió el corazón. El amigo del que durante tanto tiempo les había hablado su hija no era imaginario.

Autor

Nombre: Beatriz Carilla Egido

2

77

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies