Mi pueblo

Piso a fondo el acelerador. Al trote los dos caballos de la cirila rumbo a la vieja Castilla, Tierra de Campos, provincia de Palencia. Allí, el viento y el sol, aplastan a las moscas contra el parabrisas. Allí también, se oye silbar el viento que mece las espigas, entre los miles de pequeños soles de los girasoles. Entre Sahagún y Villada de Campos, en el margen derecho de la carretera, en una alejada elevación del terreno se alzan majestuosas las ruinas de dos castillos medievales; elegantes, fabulosos y soberbios. Rebasada ya Villada, me detengo un rato a beber agua en la fuente de piedra, al lado de la carretera, frente al pueblo al que pertenece, Guaza de Campos. Por el camino que se abre, a los pies de la fuente, llegamos a uno de los dos secretos que Guaza guarda celosamente: su ermita. El otro es su iglesia centenaria.

Autor

Nombre: LUIS ÁNGEL GIL URBÓN

1

34

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies