Rendición

Primero pensé que eras tú, luego pensé que fui yo, y ahora no sé si sencillamente fuimos culpables los dos. Hemos sentido tanto juntos, hemos querido ser tanto cuando ya éramos suficiente, que nos está faltando vida para saber perdonarnos lo que ni aún nos hemos hecho y lo que hemos gritado. Mejor así quizás, amor, con la pena tan clavada y las heridas de un mundo que se nos vino a la espalda, mejor así con la desdicha de los que aman distancias, mejor así como dos tontos que se los traga la nada que resultar ser un todo que a la primera se aplasta.

Autor

Nombre: Sergio Rovayo Bernabé

495

1024
3 comentarios
  1. Me agrada el no uso de la distinción de sexos.

    • Lo intento siempre… me gusta que pueda llegar a todo el mundo sin distracciones. ¡Gracias, Pepe!

  2. Es lo que intento siempre, me gusta que todo el mundo pueda leerlo sin encontrar algo que le ponga difícil identificarse con el texto. Muchas gracias, Pepe.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies