Emperador por un año (Alejandra Gerzey)

Tal vez su ambición le trastocó los sentidos. Vislumbró la oportunidad de ser quien siempre quiso ser. Su estirpe no se lo permitiría nunca, sus antepasados no llegaron a tanto. Lo tenía que hacer y lo hizo: ocultó el cadáver del viejo emperador.
Meses de pensar cada paso, cada circunstancia, cada decisión para mejorar la vida de la plebe. Doce meses con un solo objetivo: ser el nuevo emperador. Había llegado la hora de la verdad. El pueblo debía saber. Y cuando lo supo, accionó en consecuencia. El soldado con mayor rango levantó su gran espada, y de un solo movimiento certero cortó su cuello, cercenó su vida sin dudar su mandato, para continuar con la prosperidad del imperio, según la tradición.

Categorías



Cada lunes publicaremos la lista de los relatos más votados en la web y en redes sociales.

El número de votos conseguido solo será visible al final del Certamen.

1 comentario
  1. Hermoso

Deja un comentario