Eso era (Sasa)

mar
mar-ea
mar-isma
mar-ejada
mar-inadas
mar-ineros
mar-sopas
plea-mar
baja-mar
mar

Esto fue lo que escribió cuando la maestra le marcó un poema que hablara de su vida. Había insistido en que se esforzaran, que el poema tenía que quedar lo más redondo posible, y era una maestra muy exigente.

A ella no le gustaba la poesía y mucho menos el cole, prefería levantarse al alba para ver cómo sus padres se marchaban a la marea, que le dieran ese primer beso con olor a jabón…

Después se pasaba la tarde con el abuelo jugando en la arena de la cala, esperando a que el sol se bañara allá lejos y que volvieran y le dieran un beso con olor a marisma, a peces, a burgaos, a pulpo, a cangrejos, a mejillones, a lapas, a mar, a supervivencia. Esa variación de olores era la vida.

Categorías



Cada lunes publicaremos la lista de los relatos más votados en la web y en redes sociales.

El número de votos conseguido solo será visible al final del Certamen.

Deja un comentario