El extraño caso del agua estancada (Pilar Lopez-Cantero)

Un buen día, las leyes de la física cambiaron. No sabemos cómo pasó. El efecto principal fue que los líquidos dejaron de estar bajo la influencia de la gravedad. Por suerte, nuestros cuerpos se adaptaron rápido y ningún ser humano ha hecho pis desde entonces.
No hay días de lluvia.
Ni nieve.
No hay fuentes.
No hay botellas de vino.
Obviamente, no hay cascadas.
No hay lágrimas.

Categorías



Cada lunes publicaremos la lista de los relatos más votados en la web y en redes sociales.

El número de votos conseguido solo será visible al final del Certamen.

Deja un comentario