El precio (Misael Gómez Jiménez)

Llevaba 30 días sin dormir, no lo necesitaba. Escribía con tal afán que sus dedos estaban amoratados en las puntas. Debía entregar aquel manuscrito al finalizar el mes. Una caja de bebidas energéticas llena de botellas vacías se encontraba en un rincón. Perdió todo sentido de la realidad. Su habitación se encontraba repleta de ancianos, autobuses de segunda clase, prostitutas, botellas de vino, aves de plumajes rosados, madres abnegadas, niños eternos y novias que se habían suicidado. El escritor se volvió parte de sus fantasías.

Categorías



Cada lunes publicaremos la lista de los relatos más votados en la web y en redes sociales.

El número de votos conseguido solo será visible al final del Certamen.

Deja un comentario