El traspaso (Daniel Portillo)

Norman despertó. Recordaba perfectamente cómo había llegado a aquella cama, pero no terminaba de entender por qué se sentía exactamente igual que antes de la  operación:sin dolores ni molestias.
El Cirujano irrumpió en la habitación.
–Buenas noticias…la operación ha sido un completo éxito. No hay amenaza de rechazo del órgano y hemos traspasado todos sus recuerdos a su nuevo cerebro.  ¿Cómo se encuentra? Le pregunto porque algunos pacientes presentan estrés psicológico temporal y les cuesta asimilar su nueva realidad.
Norman escuchaba sin perder detalle, mientras notaba que su mente trabajaba con una potencia y velocidad desconocidas. Comenzó entonces a relajarse, a saborear su triunfo. Siempre había fantaseado con  ser una versión mucho más inteligente y culta de sí mismo. Cambiaría de trabajo. Sería mucho más extrovertido. Tendría amigos. Ahora cobraban sentido  todas aquellas horas extras que había soportado estoicamente durante casi cien años.
Norman vislumbraba un gran futuro. Con su nuevo salario, en medio siglo podría costearse un trasplante estético total. Se consideraba un privilegiado por vivir en la Era de la Eternidad, y disfrutar de la igualdad de oportunidades.

Categorías



Cada lunes publicaremos la lista de los relatos más votados en la web y en redes sociales.

El número de votos conseguido solo será visible al final del Certamen.

Deja un comentario