El vuelo de la luciérnaga (Héctor Daniel Olivera Campos)

Tras haber comido del fruto prohibido del árbol de la ciencia, del bien y del mal, Adán y Eva fueron castigados por Dios y devinieron mortales y fueron malditos a través del dolor y la fatiga y, con lo que aún es peor, con las incertidumbres y el desasosiego que rezuma el vivir y ser mortal.

Y en el momento de abandonar el Edén le dedicaron una última mirada nostálgica y suspiraron, dejando escapar, entre sus labios, las últimas moléculas del aliento divino, el elixir espiritual con el que Creador los había hecho a su imagen y semejanza. Y quiso ese otro Dios involuntario que es el azar, que, en aquel instante, un insecto se interpusiera en la trayectoria del suspiro, impregnándose del vapor celestial y quedara manchado para siempre de luz y de perfección.

Por las noches el animal reluce, diminuto y divino candil. Y cuenta la leyenda que las luciérnagas no dejarán de brillar hasta el día en que los humanos regresen al paraíso.

Categorías



Cada lunes publicaremos la lista de los relatos más votados en la web y en redes sociales.

El número de votos conseguido solo será visible al final del Certamen.

Deja un comentario

Quiénes Somos


Signo Editores

Signo editores es una editorial especializada en colecciones de diseño, con contenidos muy cuidados e impresa con materiales de alta calidad para ofrecer una experiencia de lectura superior.

Síguenos


  • |
  • |
  • |
  • |
  • |
  • |

Certamen de Microrrelatos Signo editores


Certamen literario dedicado al formato corto. Buscamos la síntesis de la lucidez. Emoción, sorpresa y agitación. ¡Participa! »

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies